Martes, 07 Diciembre 2021
Viteri y su Ley por la Vida

Viteri y su Ley por la Vida Destacado

 

Por Jorge Gallardo

Está destinado a coadyuvar en el esfuerzo nacional por restablecer la seguridad pública en el Ecuador y en Guayaquil, particularmente”, dice la alcaldesa Cynthia Viteri del proyecto de Ley por la Vida y la Protección Ciudadana, que puso en manos del presidente Guillermo Lasso.

De su contenido (6 artículos, 2 disposiciones reformatorias, 4 disposiciones derogatorias, una transitoria y una final), lo que más llama la atención es el tema relacionado con la tenencia y porte de armas, indicando que “No cometerá delito la persona natural que, con la autorización respectiva, tenga o porte armas de fuego permitidas por la Ley” (reforma Art. 360 del COIP). La jefa del cabildo enfatiza en la importancia y necesidad de “comprender que las personas naturales idóneas tienen el derecho a acceder a ellas de forma responsable”.

Está bien que la presentación del proyecto provoque reacciones, favorables y no. Confirma que se trata de un tema que está en la cabeza de todos y que todos esperan, con urgencia, que se encuentren los mecanismos para frenar y hacer retroceder, de forma contundente, la acción de los delincuentes, porque hasta ahora son ellos los que ganan terreno y los ciudadanos lo pierden peligrosamente. Pero, en mi entender, lo que no debe aceptarse en la discusión es el extremismo, particularmente de los mal llamados defensores de los derechos humanos, quienes siempre están en contra de las víctimas y a favor de los victimarios.

El proyecto propuesto por la alcaldesa Viteri además del porte de armas –que, de aprobarse, exige rigurosos requisitos para autorizarlo-, suma asuntos trascendentales como la derogatoria de la tabla de consumo de drogas, diferenciando al consumidor con el expendedor; contar con los antecedentes penales de los extranjeros que ingresen al país; que la fiscalía actúe de oficio ante delitos plenamente respaldados por videos y la víctima no esté obligada a presentar denuncia; y, que la detención con fines investigativos dure un máximo de 72 horas, para evitar –como sucede- que la prisión preventiva caduque y los infractores recuperen la libertad.

La jefa del ayuntamiento desde su posesión ha sido frontal en la lucha contra la inseguridad ciudadana, competencia exclusiva del gobierno nacional. Aun así y en procura de que los habitantes porteños se sientan y estén más protegidos, Viteri ha sacrificado recursos para obras y servicios y ha efectuado una contribución millonaria a la Policía Nacional (vehículos, equipos, armamento, cámaras de video, etc.), y ha reiterado la firme decisión de seguirlo haciendo en beneficio ciudadano. Por tanto, el proyecto que ha depositado en manos del presidente Lasso se inscribe, plenamente, en esa política institucional.

Que se impongan la sensatez y la imprescindible protección de los ciudadanos, no la de los delincuentes ya armados “hasta los dientes” y que tienen a los habitantes asustados y enrejados. Los humanos derechos están por encima de todos los demás.

Valora este artículo
(1 Voto)

Deja un comentario

Asegúrese de introducir toda la información requerida, indicada por un asterisco (*). No se permite código HTML.